Juárez Policía Feb 2021
Diciembre, mes de guardar

Diciembre, mes de guardar 5 de diciembre de 2020

Gerardo Arturo Limón Domínguez

Chihuahua, Chih.

Con un cordial saludo y deseo de recuperación y bienestar al Dr. Luis Carlos Hinojos Gallardo,  quien como su segundo apellido lo indica ha sido una persona preocupada y ocupada que sin escatimar nada ha puesto su talento y saberes a favor de la ciudadanía en esta la dura  la batalla que libramos en  contra  el COVID- 19, ADELANTE GALENO… ¡LO NECESITAMOS CON NOSOTROS!

 

DE DONDE VIENE LO DE DIA DE GUARDAR

Se suele llamar así de origen según el diccionario de Oxford  al “Día en que la iglesia católica dispone que se oiga misa y no se trabaje” Son en consecuencia los días de no actuar de esperar de recordar de dar tiempo a otras tareas que no impliquen la laboriosidad tan necesaria pero tan riesgosa bajo las condiciones que vivimos.  

Si para el culto religioso hoy tanto en la Iglesia Católica como en muchas otras existen estos días de reposo de resguardo de atención para buscar la preservación espiritual y aun mortal, es tiempo de la reflexión por lo que en este inicio del  mes antes que tratar sobre la cartelera de precandidatos que empiezan a desfilar en los diversos partidos, las persecuciones políticas que emprende el gobernador Corral para intentar influir en el proceso electoral del 202,  o  reseñar aun del mal tiempo que llega para agudizar las  condiciones adversas mismas  que acentuarán enfermedades como la influenza, las pulmonías y otras tragedias de las que ya estamos cansados.

Como señalé antes se decía que eran tiempos de guardar es hora que atendamos una sensata voz que finalmente ha decidido, expresarse con ese énfasis que tiene por  ser una voz contante y sonante  (lo digo esencialmente en términos de credibilidad ante muchas personas que espero lo atenderán) en decir que necesitamos tener a diciembre como el mes de guardarnos, para sobrevivir  ante la indefensión que nos da el no disponer aun de una vacuna, o de un mecanismo que resuelva esta problemática viral en la que estamos inmersos.

Me refiero a la voz y mensaje que el día 4 de diciembre, en su conferencia matinal ha expresado el Presidente Andrés Manuel López Obrador, quien es el presidente de TODOS y más allá de las diferencias políticas, ruego entendamos que nos convoca a todos a tener cuidado, porque es necesario entenderlo y atenderlo.

Doy dos elementos esenciales que advierto podrían motivar su actuar, el semáforo rojo que una parte del país vive en momentos matizado por el naranja, pero desmentido por realidades como las de Chihuahua que exige esperas de quince días a un mes para cremar a fallecidos, o la crisis hospitalaria que aquí y o en otros lugares  traería  una pandemia acelerada podría traer.

Imaginen lo que sobrevendría de perder el control sanitario  a una zona conurbada como la Ciudad de México y El Estado de México y todo el Bajío, quienes son fervientes devotos de la virgen de Guadalupe, la Morena del Tepeyac o la Emperatriz de América,  como también es llamada por la feligresía que año con año le rinde pleitesía y desease persistir en querer realizar sus peregrinaciones que hacen concurrir a mas de ocho o nueve millones en los días cercanos al 12 de diciembre en su Basílica.

Y qué decir de la tradicionales posadas que hacen concurrir a los barrios completos en celebración, o las familias que viajan enormes distancias para mantenerse unidas en los días de Navidad,  Año Nuevo y Reyes, en fin, que es necesario guardarnos estos días con todo y lo que nos entristezca a cada cual, por lo que de ellos no podamos participar.

Es necesario, solo por un bien superior, LA PRESERVACION DE LA VIDA.

Ante tal circunstancia es necesario que atendamos:

 


LAS RECOMENDACIONES DEL PRESIDENTE

El  presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, señaló el pasado viernes  en su conferencia mañanera un llamamiento al pueblo capitalino y otros estados para tomar medidas y cuidarse. En su mensaje, el mandatario solicitó en esencia a la ciudadanía que se cuide y no salga a la calle y si lo hace que tome y respete las medidas para evitar enfermarse ante una nueva ola de contagios de Covid-19 en el país, y en particular en Ciudad de México.

En consecuencia, “ahora hago un nuevo llamado para que todos actuemos en este mes de diciembre con plena responsabilidad, que no se relaje la disciplina, que no nos confiemos. 

Somos libres pero respetuosamente les propongo lo siguiente:

Uno, “si no tenemos nada verdaderamente importante que hacer no salgamos a la calle”, al recordar que salen más ciudadanos, crecen los problemas de vialidad de los días 12 al 24, y “ahora no podemos hacer lo mismo”. 

Dos, guardar la sana distancia; 

Tres, “comuniquémonos por teléfono o por videollamadas con nuestros familiares, con nuestros amigos. Que no se reciban muchas visitas, aunque sean nuestros seres queridos”.

Cuatro, “estemos sólo los  que habitamos la misma casa, porque nuestras familias son muy extensas. Si nos van a estar visitando nuestros hijos, sus esposas, los  nietos o vamos a ir a visitar a nuestros padres, podemos tener problemas de contagio”.

Cinco, “no hagamos fiestas ni reuniones con familiares o amigos. Todo es voluntario, pero procuremos no tener reuniones amplias en nuestras casas… Ya pasará esta pandemia, esta pesadilla”. 

Seis, “si presentamos síntomas, como dolor de garganta, tos, fiebre, dolor de cuerpo, dolor de cabeza hablar de inmediato para recibir atención medica al 5681111 en la Ciudad de México y al 911 en el resto del país. 

Siete, “si tienes síntomas procura hacerte la prueba. Se están instalando kioscos con ese propósito en la Ciudad de México y en algunos estados del país”. 

Ocho, acude pronto a la clínica, centro de salud o al hospital más cercano para atenderte. “No te esperes. sobre todo si padeces de enfermedades crónicas como hipertensión, obesidad, diabetes y otros. Es muy importante llegar pronto al hospital.

Nueve, “dejemos los regalos de navidad para otro momento. Recuerda, regala afecto, cariño, amor, no lo compres”. 

Diez, “el gobierno, va a ampliar, sobre todo aquí en la Ciudad de México, en estos días, el número de camas, equipos, enfermedades, doctores, para que a nadie le falta la atención médica especializada y de calidad. 

 “Estoy seguro que como siempre tomarás en cuenta nuestras recomendaciones. La autoridad somos todos, no hace falta imponer nada. Nosotros tenemos que seguir auto limitándonos, manteniendo nuestra libertad a salvo. Nada de autoritarismos, actuemos como siempre lo hemos hecho, de manera responsable”. 

Nadie mejor para cuidarnos que nosotros mismos, subrayó. “Nada material es más importante que la vida.  Decía el Quijote que la vida solo se puede poner en riesgo cuando se trata de la dignidad y de la libertad”. 

 


COROLARIO

Solo diría que no hay gobierno que nos pueda resguardar de nosotros mismos, es necesario guardarnos con sabiduría y prudencia,  esperando llegue la salida a este laberinto de tragedia que el 2020 nos trajo por el COVID-19.